• Rosalva Hernández S

Cuatro características que deben tener los zapatos para bebés

Actualizado: 9 de ene de 2019

Baby Center cataloga las etapas de caminar de la siguiente manera. Los que no caminan, de recién nacidos a 5 meses; los que gatean y se paran, de 6 a 11 meses; los que están dando sus primeros pasos, de 12 a 14 meses; los que caminan y corren, de 14 a 24 meses. Los zapatos que compremos para nuestros bebés, niños y niñas, para cada una de estas etapas deben tener estas cuatro características :


Materiales

Deben estar elaborados con pieles de calidad, ya que el uso de piel o gamuza en los zapatos favorece a la transpiración del pie, además, ayuda a evitar rozaduras en la piel del niño.

Suela

Se recomienda que la suela del zapato sea de piel o de alguna goma suave para que el bebé pueda flexionar el pie a su antojo. Las suelas de materiales duros no ayudan a que la planta del pie del niño que está aprendiendo a caminar tome su forma natural en cada paso que da y sus movimientos se vuelvan más rígidos debido a que no hay buena flexión.


Libres de sustancias dañinas

Tengo la imagen de mis hijos en la etapa de bebé, acostados de espalda y jugando con sus pies, muchas veces se los metían a la boca. Llevarse el pie descalzo a la boca no es malo, ayuda a estimular sus sentidos y movimientos. Pero si decidimos calzarlos, es importante que los zapatos sean de piel 100% naturales y libres de sustancias restringidas. Las compañías utilizan sustancias para teñir las pieles de colores así que debes asegurarte que no tengan sustancias restringidas como plomo, phtalatos, arsénico, mercurio y cromo VI.